Inspirados en la historia de la empresa y con la mirada en el futuro, el presente de Hojalmar se direcciona a seguir apostando por el crecimiento y la innovación para lograr la satisfacción total de una demanda que ha mantenido su fidelidad a través de los años.

AÑOS DE
TRAYECTORIA

CLIENTES

PAÍSES EN
EL MUNDO

PUNTOS DE VENTA
EN ARGENTINA

Misión: Somos una empresa dedicada a la fabricación y comercialización de productos alimenticios, líderes y especialistas en la producción de hojaldre de excelente calidad.
Desarrollamos nuestros productos con el fin de satisfacer las necesidades de los consumidores del mercado local e internacional apoyándonos en nuestros clientes para llegar a ellos.
Nos impulsa la voluntad de que los colaboradores que forman parte de Hojalmar sean un pilar fundamental y se sientan orgullosos de pertenecer.

Visión: Ser la empresa nacional referente en la fabricación y comercialización de galletitas en Argentina, con presencia en los cinco continentes, incrementando el valor de la compañía para los accionistas.

Valores: Integridad y Respeto. Pasión por lo que hacemos. Flexibilidad y Adaptabilidad. Compromiso con la Seguridad. Trabajo en Equipo.
Excelencia en la ejecución. Pensamiento Innovador.

Nuestra Historia

En 1960, tres jóvenes emprendedores inauguran la panadería “La dolce vita”. El tiempo transcurre y, gracias a la incorporación de un cuarto socio, compran un fondo de comercio y se dedican a la producción masiva de galletitas de hojaldre: el tortón, el triangulito y, más tarde, la larguita. En 1970, adquieren el primer establecimiento en Lanús Este. En 1981, dan el gran salto con la incorporación de maquinarias de última generación. Este hecho junto a la experiencia en la producción artesanal de hojaldre dan por resultado un aumento significativo en la producción, sin resignar la calidad que, desde su inicio, caracterizó a Hojalmar y que la transformaría en la empresa líder en hojaldre. De esta manera, se inicia un camino de innovación y automatización que persiste hasta el día de hoy.

La década de los 90, es el momento para Hojalmar de salir al mundo e iniciar su etapa exportadora. A lo largo de estos años su presencia se ha consolidado en países como Brasil, Chile, Puerto Rico, Honduras, Cuba, USA, Canadá, Uruguay, Paraguay y Bolivia, así como ha estado presente en países como Singapur, Malasia, Guatemala, Costa Rica, Sudáfrica, Japón, República Dominicana, Alemania y Holanda. La exportación genera la necesidad de expandirse. Entonces, en 1992, adquiere otro predio a cuatro cuadras del anterior, otra línea de producción y el 26 de diciembre de 1994 se inicia la producción en Planta 2. Nuevos productos nacen de todo este proceso: la palmera, la tortita negra, hojalchoc y el snack matero se unen a los clásicos triangulitos y larguitas. Finalmente, hacia el 2009, Hojalmar compra la marca Capri e incorpora la producción de vainilla a sus productos.

Hojalmar mantiene su liderazgo en hojaldre basado en los sueños y valores de sus fundadores. Hoy, los hijos de aquellos jóvenes emprendedores continúan con su legado, decididos a mantener la calidad de los productos que, sin duda, es uno de los pilares básicos del prestigio de la compañía. La calidad es un logro que se obtiene a partir del cuidado de cada paso del proceso, desde la elección de las materias primas hasta el producto final, sin perder de vista a cada persona que hace posible que Hojalmar sea la empresa líder en hojaldre.